Tífico O y Tífico H en las reacciones febriles

 

 

En este artículo encontraras todo sobre tífico O y tífico H en el resultado en las reacciones febriles, su definición, su interpretación, diagnóstico, cuadro clínico y tratamiento.

 

¿Qué es Tífico O y Tífico H?

 

Tífico O y Tífico H forman parte de las llamadas Reacciones  Febriles o Antígenos Febriles, junto con otros resultados como es el Paratífico A y B, Brucella Abortus  y Proteus OX19.

 

Tífico O y Tífico H ambos se refieren a antígenos de la bacteria llamada Salmonella typhi  la cual es causante de la fiebre tifoidea, tífico O hace referencia al antígeno somático (del cuerpo) y tífico H al antígeno flagelar (de la Cola) de la bacteria Salmonella typhi

 

¿Si tengo Tífico O o Tífico H positivos significa que tengo fiebre tifoidea?

 

No, no significa que tengas la infección, solo significa que tu organismo tiene anticuerpos (defensas) contra la bacteria Salmonella typhi, estos pueden ser recientes o pasados, los anticuerpos pueden durar toda la vida

 

Tífico O y Tífico H positivos determinan la presencia de anticuerpos (defensas) contra  la bacteria Salmonella typhi, tener estos anticuerpos significa que en algún momento de nuestra vida hemos estado en contacto con esta bacteria y nuestro organismo  ha producido anticuerpos. Para producir anticuerpos no necesariamente tuvimos que haber enfermado  de  fiebre tifoidea,  nuestro cuerpo pudo haber sido capaz de combatir la salmonela y producir anticuerpos  sin forzosamente haber enfermado.

 

Los anticuerpos (defensas) una vez formados pueden permanecer en nuestra sangre toda la vida, así tener anticuerpos contra los antígenos Tífico O y/o Tífico H, no significa que en ese momento estemos enfermos de fiebre tifoidea como dijimos antes, incluso es posible que nunca hayamos padecido la enfermedad, solo significa que en algún momento de nuestras vidas hemos estado en contacto con esa bacteria.

 

Reacción de Widal:

 

La determinación de Tífico o y Tífico H se realizan en laboratorio mediante la técnica denominada reacción de Widal

 

La Reacción de Widal fue inventada por Fernand Widal  en el año de 1896 es una prueba basada en el principio de aglutinación antígeno-anticuerpo, esta prueba determina la presencia de anticuerpos contra el antígeno O y H de la Salmonella typhi para el serodiagnóstico de fiebre tifoidea.

 

Principio de la reacción de Widal

 

El suero del paciente se pone en contacto con antígenos específicos (O y H) de Salmonella, si el suero del paciente contiene los anticuerpos correspondientes se producirá una aglutinación visible macroscópicamente (se formarán grumos)

 

Se van haciendo diferentes diluciones del suero con los antígenos, esta dilución se expresa 1:20, 1:40, 1:80, 1:160, 1:320, 1:640, y a partir de donde aglutine ese será el resultado

 

¿Es frecuente que el resultado de tífico O y/o tífico H de positivos?

 

Si es bastante frecuente que den positivos, y volvemos a repetir, eso no significa que estemos enfermos de Fiebre tifoidea.

 

Interpretación tífico O y tífico H en reacciones febriles

 

Para interpretar los resultados de tífico O y tífico H se debe conocer la prevalencia de la población sana o punto de corte de estos resultados para considerarlos relevantes, así como los síntomas o cuadro clínico compatible con fiebre tifoidea

 

El punto de corte o valor de estos resultados en población sana puede variar entre 1:80 a 1:160 para ambos, es decir que cualquier persona sana podría tener un tífico O o H positivo 1:160 y ser normal, dependiendo de la zona geográfica y la prevalencia, en el caso de que 1:160 se considere normal solo se consideraría positivo un valor igual o mayor de 1:320, esto usualmente puede aplicar en México y muchos otros países en vías de desarrollo, esto dificulta la distinción entre individuos afectados y sanos

Un resultado de Tífico O o Tífico H de 1:160 puede ser normal en personas sanas

Los anticuerpos suelen aparecer en el suero después de una semana y persisten aumentando hasta por tres a seis semanas. El tífico O suele descender en 6 a 12 meses, aunque no esperamos que quede negativo, puede descender a niveles de 1:40 hasta 1:160 permaneciendo así durante muchos años, en tanto que el tífico H pueden persistir a niveles elevados por años. Esto hace notar la necesidad de interpretar con precaución estos resultados.

 

Diagnóstico de Tífico O y Tífico H – Fiebre tifoidea – Salmonella typhi

 

Repetimos, un resultado positivo de Tífico O y/o Tífico H representan anticuerpos contra Salmonella  typhi, una persona sana puede tener estos anticuerpos

 

Desventajas de tífico O y tífico H

  • Son pruebas muy antiguas (hace más de 120 años que se inventaron)
  • Son pruebas poco confiables
  • Puede haber falsos positivos (dar positivo sin tener la enfermedad)
  • Pueden dar falsos negativos, (dar negativas teniendo la enfermedad)
  • Causan sobre-diagnóstico de fiebre tifoidea, por lo tanto uso injustificado de antibióticos
  • Se solicitan en exceso y se les atribuyen muchos síntomas que no tienen relación con la fiebre tifoidea
  • Por si solas no sirven para diagnóstico de fiebre tifoidea, tiene mayor relevancia el cuadro clínico y otras pruebas de laboratorio más especificas

 

Valores normales de tífico O y tífico H

 




 Recordemos que de acuerdo a la zona geográfica y prevalencia de la enfermedad los valores normales de tifico O y tifico H pueden variar, y una persona enferma puede tener tifico O y tifico H negativos y tener fiebre tifoidea y al revés una persona sana puede tener tífico O y tífico H positivos

Según la zona geográfica un resultado normal puede variar entre de 1:20, 1:40, 1:80 hasta 1:160

Valores por arriba de 1:320 o 1:640 se pueden considerar positivo si se acompaña de síntomas de fiebre tifoidea (fiebre entre otros)

Las reacciones febriles, se llaman así porque todas las enfermedades que detecta se caracterizan precisamente por fiebre, de entrada las reacciones febriles carecerían de valor si en el cuadro clínico no hay historia de fiebre

 

Fiebre tifoidea

 

La Fiebre Tifoidea es una enfermedad aguda causada por la bacteria Salmonella typhi, su cuadro es agudo. La fiebre tifoidea prevalece  en países en vías de desarrollo.

 

Su período de incubación para S. typhi va de 7 a 21 dias, se manifiesta en un promedio de 2  semanas a partir de la ingesta de la bacteria proveniente de alimentos o agua contaminada.

 

El cuadro comienza de manera gradual, con manifestaciones como fiebre, síntomas generalizados (cefalea, malestar general, anorexia y letargia), dolor espontáneo y a la palpación en el vientre, hepatomegalia y esplenomegalia, “manchas color de rosa” y cambios en el estado psíquico

 

la fiebre tifoide se transmite a través del agua y alimentos contaminados con heces de personas enfermas o portadores

 

Síntomas (además de la fiebre) que pueden acompañar a la fiebre tifoidea:

 Constipación o diarrea.
 Nauseas y vómito.
 Dolor abdominal.
 Exantema macular (roséola tifoídica).
 Lengua blanca (saburral).
 Hepatomegalia.
 Esplenomegalia

 

Tratamiento de fiebre tifoidea (tifico o y tifico h)

 




las opciones terapéuticas para la fiebre tifoidea son:

  • Ampicilina
  • Amoxicilina
  • Cefixima
  • Ceftriaxona
  • Ciprofloxacino
  • Trimetoprim – Sulfametoxazol

Aquí un video del Dr. Alejandro Macías, reconocido infectólogo en México que explica la poca utilidad de las reacciones febriles:


 Te puede interesar leer: 

Reacciones Febriles

Reacciones febriles son confiables?

Proteus OX19 en las reacciones

Brucelosis, Brucella abortus positivo

Impactos: 19302

Tosferina en niños

¿Qué es la tosferina o pertusis?

Enfermedad infecto contagiosa, caracterizada por  presencia de tos paroxística, en accesos (quintosa), de predominio nocturno.

La tos ferina tiene una tendencia estacionaria, con aumento durante los meses de invierno. Afecta principalmente a pacientes en edad pediátrica de 6 meses a 5 años de edad, encontrando en este grupo de edad hasta el 70% de los casos, aun que también puede afectar a adolescentes y adultos.

La tosferina también se conoce como Coqueluche

¿Qué causa la tosferina? (etiología)

Es originada por la bacteria Bordetella pertussis es un bacilo Gram negativo, aerobio, perteneciente al genero Bordetella. Su transmisión es solo de humano a humano, siendo el  hombre el único reservorio, su vía de entrada es el epitelio respiratorio.

La enfermedad se adquiere por contacto directo a través de gotas de saliva de personas infectadas, el periodo de incubación tiene un promedio de 7 a 10 días.

La Bordetella pertussis  al colonizar el epitelio respiratorio ciliar produce una toxina que actúa como factor estimulante de leucocitos-linfocitos.

Síntomas de la Tosferina

Clásicamente la enfermedad puede durar de  de 10 a 12 semanas, donde se pueden describir 3 fases:

Fase catarral: de 1 a 2 semanas de duración, se puede confundir con cualquier otra infección de vías aéreas superiores, presenta  fiebre escasa o ausente, estornudos, rinorrea y tos paroxística de predominio nocturno

Fase paroxística: manifestada por la típica tos quintosa o en accesos, productiva, emetizante, de claro predominio nocturno, sin fiebre que se prolonga de 4 a 8 semanas

Fase de convalecencia: se presenta una remisión paulatina de la sintomatología duración de 1 a 2 semanas.

Diagnóstico de tosferina

El diagnóstico de la tos ferina inicialmente se debe hacer en base a criterios epidemiológicos, como características de la tos, identificación de contacto con personas enfermas,  evolución de la enfermedad, vacunación incompleta.

Laboratorialmente la biometría hemática usualmente muestra leucocitosis con linfocitosis.

Estudios de muestras de secreciones naso faringeas: (cultivos, inmunofluorescencia directa y PCR).

Cultivos: se deben obtener durante la fase catarral o durante las primeras 3 semanas de la enfermedad. Su positividad es confirmatoria. Periodo de incubación de 10 a 14 días.

Inmunofluorescencia directa: método rápido, pero con sensibilidad variable y poca especificidad, se procura la confirmación de los casos de sospecha por medio de cultivo.

PCR (reacción en cadena de polimerasa): medio sensible y rápido para el diagnostico, no se aplica de manera generalizada

Estudios serológicos: toda infección por Bordetella pertusis lleva a la producción de anticuerpos, los cuales pueden ser detectados una semana después del periodo paroxístico y en la fase de convalecencia.  Tiene el inconveniente que se debe de obtener una muestra en el inicio de la enfermedad y otra en fase de convalecencia para ser compradas ambas.

Diagnóstico diferencial

Diferentes agentes infecciosos pueden causar un cuadro clínico con sintomatología semejante o incluso indistinguible de la tos ferina, como infecciones por B. bronchiseptica, Chlamydia trachomatis, Chlamydia pneumoniae, Mycoplasma pneumoniae y algunos virus como adenovirus, citomegalovirus. Cuando el diagnóstico es exclusivamente clínico se prefiere utilizar el termino de “síndrome coqueluchoide” el cual puede englobar una etiología variada.

Tratamiento de la tosferina

Los pacientes menores de 6 meses y otros con ataque grave al estado general deberían ser hospitalizados.

El tratamiento es a base de macrólidos (eritromicina, azitromicina, claritromicina)

El tratamiento antibiótico de elección es la Eritromicina, en dosis de 40 a 50 mg/kg/dia, fraccionada en 4 dosis, dosis máxima de 2 gr al día, la duración recomendada del tratamiento es de 14 días.

Otros macrólidos han sido utilizados, como la azitromicina a dosis de 10 a 12 mg/kg/día, en una sola dosis al día (dosis máxima 600 mg al día) durante 5 días y claritromicina 15 a 20 mg/kg/día, fraccionada en 2 dosis (dosis máxima 1 gr al día) durante 7 días.

Pronóstico

El factor pronóstico más importante en la tos ferina es la edad, a menor edad mayor riesgo de mortalidad y complicaciones, así en los lactantes menores de 6 meses y niños desnutridos la mortalidad aumenta. Se espera remisión completa de la enfermedad con el tratamiento antibiótico.

Bibliografía:

1. – William H, Hayward AR, Levin MJ, Sondheimer JM Current Pediatric Diagnosis & Treatment. 16th ed. New York: McGraw-Hill; 2003

2. – Committee on Infectious Diseases, American Academy of Pediatrics. Red Book. 27th ed. American Academy of Pediatrics; 2006.

Impactos: 7

Bandemia

¿Que es la bandemia?

Es el aumento de las bandas (neutrófilos inmaduros) por arriba del valor normal en una biometria hematica, usualmente por arriba del 10% (de los leucocitos totales)

¿Por qué se produce la bandemia?

Usualmente se asocia a procesos infecciosos y en especial a los de origen bacteriano (aunque bandemia e infección no son sinónimos)

Es una respuesta del organismo ante un proceso inflamatorio como lo sería una infección, donde el sistema inmunológico entre otros mecanismos de defensa aumenta la producción de leucocitos (glóbulos blancos), en este intento por producir leucocitos con mayor rapidez, salen de la médula ósea a la sangre formas inmaduras de neutrófilos llamadas bandas.

Otras Causas de bandemia

  • Medicamentos: como esteroides o derivados de cortisona
  • Hipoxia: situaciones de hipoxia o falta de oxigenación
  • Traumaticas: Como procedimientos quirúrgicos o traumatismo graves

¿Cual es la importancia de la bandemia?

Este parámetro de bandemia (bandas por arriba del 10%) debe ser utilizado con otros parámetros, como es la leucocitosis, además de datos clínicos como sería la presencia de fiebre u otros datos de un proceso infeccioso, para que en conjunto se le pueda dar la importancia debida.

Todo el contexto clínico y de laboratorio junto con la bandemia podría apoyar hacia un proceso infeccioso, específicamente del tipo bacteriano.

La bandemia por sí sola carece de algún valor si no hay más datos clínicos o de laboratorio que apoyen al proceso infeccioso, recordando que las infecciones no son la unica causa de bandemia.

Así pues solo por tener bandas elevadas en una biometría hemática no es sinónimo de que el paciente tenga una infección y deba recibir antibióticos.

Como decían mis maestros, hay que tratar al paciente, no al laboratorio.


Te puede interesar leer: Fiebre + Leucocitos = infección?

Te puede interesar leer: Biometria hemática en niños

Impactos: 631

Bronquiolitis Aguda en Niños

¿Que es la bronquiolitis?

La bronquiolitis se define como una enfermedad  de vías aéreas inferiores, caracterizada por inflamación, edema y necrosis de células epiteliales, lo que lleva a una  producción excesiva de moco a nivel de vía aérea de pequeño calibre,  produciendo con ello bronco espasmo. Las sibilancias son ocasionadas por el edema del bronquiolo.

Se puede presentar a cualquier edad, siendo mas frecuente en niños menores de 2 años, puesto que los niños pequeños toleran menos la inflamación, esto debido a la anatomía de la vía aérea. El 90% de los casos se presenta en niños menores de 2 años. La edad pico se encuentra entre los 2 y 6 meses de edad.

Es más común en la estación invernal, entre los  meses de Diciembre a Marzo.

Etiología: ¿que causa la bronquiolitis?

El agente etiológico mas común es el virus sincicial respiratorio 45%, seguido de otros virus como parainfluenza 10 al 30%, influenza 10 al 20%,  adenovirus 5 al 10%.

Existen otros agentes etiológicos poco comunes, que se presentan mayormente en adolescentes y adultos como Mycoplasma pneumoniae, Chlamydia y Ureaplasma de un 5 a 15% de los casos

Cuadro clínico: síntomas de bronquiolitis

El cuadro clínico de la bronquiolitis se caracteriza por síntomas catarrales seguidos por un brusco comienzo de disnea, taquipnea, cianosis, sibilancias y crepitantes diseminados, puede existir o no la presencia de fiebre.

Otros hallazgos a la exploración física, conjuntivitis en un tercio de los pacientes, faringitis en un 50%, y otitis media en un 10 a 15% de los casos.

Existen factores de riesgo para desarrollar bronquiolitis grave y aumento en la mortalidad como, cardiopatía congénita con hipertensión pulmonar, enfermedad pulmonar crónica (fibrosis quística, bronco displasia pulmonar),  prematurez, inmunocompromiso adquirido o congénito.

Diagnóstico de Bronquiolitis

El diagnostico se basa en la clínica y la epidemiología del paciente, con la presencia de taquipnea más rinorrea y sibilancias a la auscultación, presentándose en la edad y en los meses de invierno.

No se requieren exámenes de laboratorio para realizar el diagnóstico de bronquiolitis. 

La radiografía de tórax se debe reservar para aquellos pacientes hospitalizados que no responden adecuadamente al tratamiento, o que se quiere descartar alguna patología asociada. La radiografía de tórax usualmente revela sobredistensión pulmonar, con aplanamiento diafragmático, y ensanchamiento intercostal, aproximadamente en un 20% de los casos podremos encontrar presencia de infiltrados o atelectasias, lo cual se ha correlacionado con aumento en el riesgo de gravedad de la enfermedad.

Las pruebas para identificación de virus, como virus sincicial respiratorio, bien sea mediante cultivo viral o mediante otras técnicas como ELISA  (Enzyme-Linked Immunosorbent Assay)  usualmente no son necesarios para confirmar el diagnostico cuando este ya se ha hecho clínicamente, ya que poco influirá en el manejo o resultados de la mayoría de los pacientes.

 Tratamiento Bronquiolitis

La piedra angular del tratamiento es la administración de oxigeno, la saturación de oxigeno se debe mantener por arriba del 92%, usualmente los pacientes ameritan una administración de oxigeno con concentraciones entre 30 al 40%.

El otro aspecto importante en el tratamiento de la bronquiolitis en mantener un adecuado estado de hidratación, ya que usualmente estos pacientes puede cursar con algún grado de deshidratación, esto debido a la pobre ingesta de líquidos por vía oral, y a la presencia de vomito.

Los corticoesteroides no han demostrado tener beneficio en el tratamiento de la bronquiolitis.

El uso de broncodilatadores como salbutamol ha demostrado modestamente mejorar clínicamente a los pacientes con bronquiolitis, incluso existen estudios clínicos en los que su uso no ha demostrado ningún beneficio.

La epinefrina racémica en nebulizaciones, se ha demostrado mejora la hipoxemia y disminuye la dificultad respiratoria, pero se debe reservar para los casos de urgencias y pacientes hospitalizados.

PRONOSTICO

El pronóstico es generalmente bueno, en niños sanos con resolución sin complicaciones. Se estima que la mortalidad por bronquiolitis es del 2%.

Aun es controversial la asociación que existe entre la bronquiolitis y el desarrollo de asma posteriormente.

Bibliografía:

1. – American  Academy  of Pediatrics, Subcommittee on Diagnosis and Management of Bronchiolitis . Diagnosis and Management Bronchiolitis. Pediatrics. 2006;118(4):1174-93.

2.- Feigin RD, Cherry JD, Demoler GJ, Kaplan SL. Textbook Of Pediatric Infectious Diseases. 5th ed. Philadelphia (Penssylvania) Saunders; 2004.

3. – William H, Hayward AR, Levin MJ, Sondheimer JM Current Pediatric Diagnosis & Treatment. 16th ed. New York: McGraw-Hill; 2003

Impactos: 33

Otitis Media aguda en niños

¿Que es la otitis media aguda?

La otitis media aguda se define como la inflamación del oído medio. Para su definición se trata de un cuadro de inicio agudo, acompañado de uno o mas de los siguientes síntomas: otalgia, fiebre, irritabilidad, vomito, otorrea. Acompañado de una exploración anormal de la membrana timpánica a la otoscopia como opacidad, eritema, disminución de la movilidad de la membrana timpánica, abombamiento de la membrana timpánica, derrame de oído medio.

La otitis media es una de las infecciones más frecuentes en la infancia. El pico de la edad de  presentación de la otitis media se encuentra entre los 6 y 18 meses de edad, 90% de los casos de otitis media se presenta en niños menores de 6 años. Se   estima que para la edad de 1 año el 63% de los niños habrán presentado 1 cuadro de otitis media, para la edad de 3 años el 80% de los niños habrán presentado al menos 1 cuadro de otitis media y el 46% al menos 3 episodios.

Existen factores de riesgo para el desarrollo de otitis media, como que el paciente acuda a guardería, exposición al humo de tabaco, alimentación con biberón en posición supina, no recibir seno materno.

ETIOLOGÍA

La etiología bacteriana predomina, siendo el germen mas frecuentemente aislado el Streptococcus pneumoniae, seguida de Haemophilus influenzae, y Moraxella catarrhalis. Juntas ocupan cerca del 95% de la etiología bacteriana de otitis media aguda. El Streptococcus pneumoniae se ha recuperado de secreción del oído medio en 25% a 50% de los casos de otitis media, Haemophilus influenzae de un 15% a 30% y Moraxella catarrhalis en un 3% a 20%.

La etiología viral incluyendo virus sincicial respiratorio, virus influenza, parainfluenza, rinovirus y adenovirus, se estima que puede ser la causa del 5 al 22% de los casos de otitis media aguda.

CUADRO CLÍNICO

¿cuales son los síntomas de otitis media aguda en niños?

Los niños con otitis media pueden tener síntomas inespecíficos como fiebre, irritabilidad, cefalea, anorexia, vomito y diarrea.  Puede haber síntomas de infección viral de vías respiratorias como tos, rinorrea antes de que ocurra la infección del oído.

Dentro de los síntomas específicos de otitis media, la otalgia es el síntoma mas común referido por los pacientes, en lactantes el síntoma puede ser sugerido por que se llevan constantemente la mano al oído y están excesivamente irritables.

La otorrea puede provenir del oído medio con una membrana timpánica recientemente perforada. Inmediatamente después habrá un alivio del dolor y puede disminuir la fiebre.

DIAGNÓSTICO

Se realiza de acuerdo al cuadro clínico del paciente el cual debe ser de inicio agudo y el examen físico.

La otoscopia es la técnica más adecuada para el diagnostico de la otitis media, practicada correctamente tiene una especificidad del 80% y sensibilidad del 90%, para esto se debe practicar la oto-neumatoscopia en búsqueda de 4 puntos esenciales en la membrana timpánica:

1.- color: normalmente la membrana timpánica tiene color aperlado, y es translucida. La presencia de una membrana pálida, o hiperemica pueden indicar otitis media

2.- posición: normalmente la membrana timpánica es ligeramente convexa; en la otitis media aguda usualmente se encontrará abombada.

3.- movilidad: durante el examen a la oto-neumatoscopia la membrana timpánica puede tener movilidad disminuida al aplicar presión positiva y negativa durante el examen.

4.- integridad: se debe buscar la presencia de perforación timpánica.

Los estudios de imagen no se deben practicar de manera rutinaria, se deben realizar solo en aquellos pacientes que se sospeche de complicaciones intra temporales o intra craneales.

TRATAMIENTO

El  tratamiento de elección para la otitis media aguda es la Amoxicilina, la dosis de amoxicilina debe ser de 80 a 90 mg/kg/día, esto por que se ha documentado una alta resistencia del Streptococcus pneumoniae aislado de vías respiratorias, aproximadamente del 30% no son susceptibles a penicilina (del 15% al 50%), siendo el 50% de estos altamente resistente a penicilina, por lo que a dosis normales de amoxicilina de 40 a 50 mg/kg/día no se alcanza la concentración mínima inhibitoria para las cepas no susceptibles a penicilina, con dosis de 80 a 90 mg/kg/día mas del 80% de los niños con otitis media aguda responderán a tratamiento. Los factores de riesgo para Streptococcus pneumoniae resistente a penicilina son niños que acuden a guardería, haber recibido tratamiento antibiótico hace menos de 30 días, y niños menores de 2 años de edad.

Para el caso de otitis media se define como enfermedad grave a aquella que se presenta con otalgia de moderada a grave y presencia de fiebre mayor a 39ºC. En los casos que no hay enfermedad grave se debe iniciar tratamiento con amoxicilina a dosis de 80 a 90 mg/kg/día, en los casos de enfermedad grave (otalgia de moderada a grave y presencia de fiebre mayor a 39ºC) se debe iniciar amoxicilina mas clavulanato a dosis de 90 mg/kg/día y 6.4 mg/kg/día respectivamente, dividida en 2 dosis, lo cual cubre adecuadamente a H influenzae y M catarrhalis productoras de beta-lactamasa. También se deberá administrar amoxicilina más clavulanato en los casos de falla a tratamiento con persistencia de la sintomatología por más de 72 hrs. El periodo del tratamiento deberá ser de 10 días.

En los casos de alergia a la amoxicilina, en los que no se trate de reacción alérgica tipo I (urticaria, anafilaxia) se puede usar cefuroxima a dosis de 30 mg/kg/día, también se puede utilizar azitromicina dosis inicial de 10 mg/kg/día, seguida de 5 mg/kg/día en una sola dosis diaria, así como claritromicina a dosis de 15 mg/kg/día en 2 dosis al día.

PRONÓSTICO

El pronóstico de los pacientes con otitis media aguda usualmente es excelente, salvo en aquellos que cursan con alguna complicación con involucro intratemporal o intracraneal. Lo cual se presenta en menos del 1% de los pacientes. Dentro de las complicaciones que se pueden presentar en la otitis la mastoiditis, colesteatoma, laberintitis, parálisis facial, meningitis, absceso cerebral y absceso epidural.

Lecturas recomendadas:

1. – Subcommittee on Management of Acute Otitis Media. American Academy of Pediatrics and American Academy of Family Physicians. Diagnosis and Management of Acute Otitis Media.  Pediatrics. 2004;113(5):1451-65.

2. – William H, Hayward AR, Levin MJ, Sondheimer JM Current Pediatric Diagnosis & Treatment. 16th ed. New York: McGraw-Hill; 2003.

Impactos: 34